Herman Hesse rescatado por un español


(Ver "Autobús varado" publicado el día 17)

Esta mañana por fin he conseguido escalar la pared que se me antojaba imposible de franquear (la pared le llamo a una carretera que se eleva desde mi casa del Rincón de la Victoria durante unos trescientos metros y que llega a ponerse al 20% en el tramo final) en los últimos metros mis pies aullaban de dolor, pero ¡al final lo conseguí!.

Me acerqué al espacio vallado donde permanece el autobús de los libros varado y alargué sobre la valla un brazo hasta que toqué con mis dedos el libro de las "Obras selectas" de Herman Hesse cruzando también mi umbral de dolor en el desesperado alargamiento, conseguí asirlo, lo miro, está lleno de polvo y le falta una de las pastas, la inferior, pero está completo y al fin lo tengo en casa. El sello de propiedad de la Biblioteca del Rincón de la Victoria está medio borrado, en la hojita de prestámos aparecen hasta ocho fechas, la última del 15/6/2006, ¡hace más de seis años que no es leído!, más de seis años donde las aventuras y desventuras de Demián, Sidharta y el Lobo estepario permanecen ancladas en palabras muertas escritas en papeles olvidados y expuestos a la intemperie y me siento orgulloso de haber sido yo el protagonista del rescate, el que cuidará de ellos y los hará revivir.

Comentarios

José Luis Ortiz ha dicho que…
¡Eres un romántico, Víctor!
siroco-encuentrosyamistad ha dicho que…
Querido Magritte:

Más que un romántico es que creo en la utopía como motor para andar.

Gracias siempre por estar.
José Luis Ortiz ha dicho que…
¡Y para saltar alambradas! ;)

Entradas populares