Los fractales de Mandelbrot


Benoît Mandelbrot fue el pionero de la geometría fractal, las matemáticas de lo irregular. Mandelbrot sostuvo que dado que la geometría fractal es más intuitiva para el ser humano dado que los fractales, en muchos aspectos, son más naturales. Por ello la intuición humana entiende su geometría de lo irregular.






Mandelbrot acuñó el término "fractal", del latín fractus, "roto" en 1975. Salvo una spocas excepciones, las formas de la naturaleza son rugosas, irregulares, no homogéneas. Una propiedad fundamental de los fractales es la autosimilitud, de manera que al estudiar ciertas partes de una estructura o imagen reaparece en miniatura la estructura o imagen entera. Un mismo motivo aparece a distintas escalas, a un número infinito de escalas.






Para exponer la presencia de los fractales en la naturaleza, Mendelbrot empleó el siguiente ejemplo:

"Las montañas no son conos, las costas no son círculos, las cortezas de los árboles no son lisas, ni los relámpagos viajan en línea recta"






Comentarios

Entradas populares