Aforismos de Antonio Estévez. Del libro de homenaje a Apollinaire




Los colores existen para no quedarnos en blanco.
No por mucho madrugar me levanto más temprano.
Cuando llegué, su vida era monótona. A continuación, convirtió
la mía en un caos.
Una pared me golpeó en la cabeza y brotó una gran ignorancia.
Antonio Estévez

Comentarios

Entradas populares